Argentina: a mal tiempo, medidas urgentes de contención social

Por Maylín Vidal

Buenos Aires, 18 mar (Prensa Latina) A horas de cumplir 100 días de gestión, el presidente Alberto Fernández pone el pecho hoy a uno de los escollos más difíciles que sortea su gobierno, la COVID-19, que hace temblar también la débil economía argentina.

En los últimos días hubo momentos de definiciones urgentes, de toma de decisiones para contener la difícil situación de un inesperado virus que desfiguró por completo un 2020 que para el caso de este país es definitivo, en busca de salir de una crisis de la que aún no se recupera.

Como mismo envió un mensaje de tranquilidad a sus conciudadanos y apeló a la prudencia y la consciencia colectiva, al mandatario también se mostró contundente al señalar a aquellos que intentan, en algunos casos, evadir la cuarentena obligada por la situación sanitaria, o a los especuladores que sacan provecho de la situación.

En una rueda de prensa poco después que se reportara el primer caso de COVID-19, que hoy ya suman 79 en el país, Fernández se mostró consciente que por toda la circunstancia que atraviesa Argentina, la actividad económica se va a restringir y está claro, dijo, que tenemos que mantenerla.

El cuadro que vive la región, y del que esta nación no escapa, con un Brasil -principal socio comercial- golpeado también por el nuevo coronavirus, con casi todas las fronteras cerradas desde esta parte del sur y desde los dos lados del atlántico, el panorama no parece alentador para una economía que necesita despegar.

Empero, el mandatario movió muchas fichas para tratar de que la actividad económica y la producción no decrezca y que el impacto del virus, que ha dejado más de siete mil muertos en el planeta hasta el momento, no golpee tanto a la frágil economía, con el añadido de una deuda externa que el gobierno trata hoy de reestructurar.

En las últimas horas el Ejecutivo, representado por tres de sus ministros, anunció en sendas conferencias de prensa una batería de medidas para incrementar la inversión pública frente al nuevo coronavirus y que el impacto sea el menor posible.

El megapaquete económico, como lo definieron algunos medios, está enfocado en proteger la producción y el empleo, garantizar el abastecimiento en sectores esenciales y controlar abusos de precios, ante el impacto económico de la pandemia, además de reforzar planes sociales.

‘Son medidas decisivas en pos de asegurar que la actividad económica va a funcionar y la sociedad argentina esté protegida en un contexto en el cual las condiciones de trabajo van a ser distintas’, precisó la víspera el ministro de Economía, Martín Guzmán.

Iniciativas que van desde eximir el pago de contribuciones patronales a los sectores afectados de forma crítica, hasta reforzar el seguro de desempleo, producir más insumos médicos y más financiamiento para garantizar la producción, fueron puestas en marcha.

En el caso de los sectores más vulnerables, el Ejecutivo reforzó con un pago extraordinario la Asignación Universal por Hijo y la Asignación Universal por Embarazo y también habrá un adicional para aquellos que perciben una única jubilación o pensión mínima.

Más inversión en obras, educación y turismo, promover un plan para impulsar el sector de la construcción y hacer posible la compra o refacción de hogares, establecer precios máximos por 30 días (prorrogables) para un conjunto de productos alimenticios, son otras de las iniciativas.

En esta batalla contrarreloj que pone más presión al país, por el costo económico aparejado que trae consigo la pandemia, en las últimas horas también anunció el ministerio de Desarrollo Social más refuerzos en la política alimentaria y en los planes sociales.

Nuestra tarea es fortalecer la asistencia alimentaria y sostener los ingresos de los que la tienen más complicada en un contexto que combina una situación social crítica, con un 35 por ciento de pobreza y un 40 por ciento de informalidad laboral, y una afectación económica producto del coronavirus, explicó el titular de esa cartera, Daniel Arroyo.

Fueron horas determinantes en medio de un clima de incertidumbre en el mundo, donde el Gobierno tomó decisiones urgentes de contención social para salir de este panorama lo mejor posible en busca de poner a Argentina nuevamente de pie, como afirma en sus varias intervenciones Fernández, quien cumple mañana sus primeros 100 días de gestión.

rgh/may

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s